Reforma electoral de AMLO «nació muerta», advierte oposición en Senado

«Sabe que no va a pasar, pero solo quiere confrontar y distraer de los temas verdaderamente urgentes del país como la violencia, inflación, inseguridad”, aseguró el PAN en la Cámara Alta a través del senador, Damián Zepeda.

La oposición en el Senado advirtió que la iniciativa de reforma electoral del Presidente Andrés Manuel López Obrador “nació muerta” y no pasará en los términos en que la envió al Congreso de la Unión pues es antidemocrática y no busca mejorar al árbitro electoral sino controlarlo al igual que el Congreso de la Unión.

“Sabe que no va a pasar, pero solo quiere confrontar y distraer de los temas verdaderamente urgentes del país como la violencia, inflación, inseguridad”, aseguró el PAN en la Cámara Alta a través del senador, Damián Zepeda.

La bancada panista fijó su posición sobre esa reforma y anunció que presentarán su propia iniciativa de reforma electoral para que sea contrastada con la del Presidente pero de entrada plantean una segunda vuelta electoral.

La vicecoordinadora del blanquiazul, Kenia López advirtió que López Obrador intenta arrastrar a México al pasado pero advirtió que nuestro país no será una nación antidemocrática como Cuba o Venezuela.

Los legisladores del PAN advirtieron que no permitirán que la reforma del Ejecutivo Federal pase la aduana del Congreso pues eso se traduciría en un retroceso en el sistema democratico del país.

El coordinador de Morena, Ricardo Monreal aseguró que se mantendrán atentos a los trabajos en San Lázaro para ejercer como Cámara revisora en su momento.

El PRI a través de la senadora Claudia Anaya también la rechazó en esos términos y aseguró que esa reforma “es un reflejo de ese resentimiento que el Presidente arrastra a raíz de que cree que le robaron una elección” en el 2006.

La legisladora zacatecana recalcó que en los términos que está planteada esa reforma “no pasaría” en el Senado pues expresó su rechazo a la propuesta de que los consejeros y magistrados electorales sean electos de manera popular como pretende esa reforma de AMLO.

“Se perdería independencia y quienes llegarían a esos cargos serían cuadros de los partidos políticos y posiblemente en su mayoría cuadros del partido en el gobierno lo que dejaría de lado la autonomía y tendríamos no solo un Instituto Electoral del Partido en el gobierno sino también un tribunal electoral del partido en el gobierno”, explicó

En tanto que el coordinador del PRD en el Senado, Miguel Angel Mancera pidió un parlamento abierto y foros especializados para intentar llegar a un consenso de cara a esta Reforma Electoral aunque advirtió que tiene temas que difícilmente serán aprobados por la mayoría calificada que se requiere, como por ejemplo, la reducción de los plurinominales o la desaparición del Instituto Nacional Electoral.

“Está muy cuesta arriba establecer que el número de diputados, el número de diputadas en las elecciones depende de los porcentajes que obtengan los partidos porque eliminamos lo que es la propia tarea de los y las candidatas, hay cosas que no, al menos de primera vista no estaríamos compartiendo”, dijo

No obstante consideró que hay cosas que pueden ser favorables y se pueden revisar e incluso acompañar pero hay otras que seguramente que no transitan.

“Es una gama que debe de permitir un parlamento abierto, que debe de dar oportunidad de hacer foros especializados y por supuesto de un diálogo de todas las legisladoras y legisladores”, indicó

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *